Reservar
MOMENTOS PARA DISFRUTAR

UNA MIRADA A LA SEVILLA MÁS MODERNA

En Sevilla es muy fácil apreciar la importancia que adquiere la historia a través de su patrimonio constructivo, resultando llamativo cómo en muchas ocasiones convive lo tradicional con los estilos más modernos.
Plácido y Grata

El conjunto arqueológico de Itálica, el extenso legado cultural de Al-Andalus, la importante presencia del arte del Barroco y del siglo XIX… La historia y el carácter ecléctico de sus construcciones confluyen a través de los siglos en esta región. 

Pero hoy queremos mostraros la faceta más actual de Sevilla, una ciudad cuya arquitectura quedó marcada por la celebración de la Exposición Universal en 1992, trayendo consigo aires de modernidad que marcaron un antes y un después.

Si llegas a Sevilla en avión, aterrizarás en el aeropuerto de San Pablo, construido por Rafael Moneo, pero si viajas en tren, podrás ver la Estación de Sevilla Santa Justa de Cruz y Ortiz Arquitectos. Ambas construcciones son símbolos del proceso de actualización de infraestructuras que se vieron culminados en 1992, un año crucial para el desarrollo urbanístico y arquitectónico de la ciudad. 

Sin duda alguna, el Metropol Parasol del arquitecto alemán Jürgen Mayer, es todo un icono de la arquitectura contemporánea en Europa. Popularmente conocida como “Las Setas Sevilla”, esta construcción finalizada en 2011 cuenta con un mirador, bares y restaurantes y la Sala Antiquarium, que exhibe los vestigios arqueológicos hallados durante las obras de construcción. 

Desde el casco antiguo, dos modernos puentes cruzan el río Guadalquivir y nos conducen a la Isla de la Cartuja, donde se albergó la Expo 92’: el Puente del Alamillo del arquitecto Santiago Calatrava, caracterizado por los tirantes que soportan y estabilizan la estructura, y el ligero y armonioso Puente de la Barqueta de Juan José Arenas de Pablo y Marcos Jesús Pantaleón Prieto. 

Plácido y Grata

En la Isla de la Cartuja se encuentran el Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC), en el antiguo Monasterio de La Cartuja; el centro cultural Caixaforum, construido por Guillermo Vázquez Consuegra, al igual que la Torre Schindler; la Torre Triana, para la cual Sáenz de Oiza se inspiró en el Castillo Sant’Angelo de Roma; y la Torre Pelli, el primer rascacielos de Sevilla y el edificio más alto de Andalucía, construido por César Pelli. 

Asimismo, aún es posible encontrar algunos de los pabellones más singulares de la Expo 92’ que sobrevivieron a las demoliciones tras concluir la exhibición y hoy en día reciben diferentes usos. 

Combinando la arquitectura local tradicional y los estilos arquitectónicos más novedosos, el nuevo Centro Cerámica Triana es un museo ubicado en la antigua Fábrica de Cerámica Santa Ana dedicado a la historia y tradición de los emblemáticos azulejos sevillanos.

Proyectado por AF6 Arquitectos, destaca la magnífica celosía inspirada en estilo mudéjar que tan presente está en esta ciudad. Esta solución tan vigente quizás te resulte familiar, ya que una de las grandes protagonistas de la renovación del edificio original en el que se encuentra el Hotel Plácido y Grata es la gran celosía que da al patio y filtra la luz generando formas geométricas. 

Leer más acerca de la renovación de Plácido y Grata aquí.

Comparte esta historia
Plácido y Grata

Reserva a través
 de la web y disfruta de sus ventajas

Obtendrás un cocktail de bienvenida 
y un descuento de un 5% para tu próxima estancia.

haz tu reserva